Aves y Peces Envenenados por Emisiones de Formaldehído

Por Luis R. Miranda
The Real Agenda
13 de Enero 2011

Desde que la muerte alarmante de miles de aves, peces, murciélagos y ranas comenzó, las teorías han sido tan numerosas como el número de lugares donde estos animales aparecieron muertos. Con cada nuevo lugar, una nueva teoría surgió. (Ver mapa) Es lógico pensar que, debido al hecho que los animales aparecieron muertos en lugares tan lejanos entre sí como Costa Rica y Europa, tiene que haber una explicación diferente para cada uno de esos casos. Sin embargo, ¿por qué no podría ser todo lo contrario? ¿No podría haber una causa común en la muerte de esos animales? O tal vez, la mayoría de los casos?

¿Cuál podría ser el detonante de la muerte masiva de animales en casi todos los continentes? Cuando empecé a pensar en ello, pensé que tenía que ser algo que podría existir en todos los lugares y que podría moverse en todos o muchos de estos lugares de la misma manera, con la capacidad o el potencial de expandirse rápidamente, homogéneamente y de forma masiva. Entonces pensé en el aire que respiramos. Los seres humanos están expuestos a cientos de contaminantes diariamente. Los humanos no morimos como los pájaros y otros animales pequeños porque somos animales de mayor tamaño, con sistemas respiratorios más avanzados que tienen la capacidad de filtrar impurezas. Por lo tanto, tardamos más tiempo para ser afectados cuando envenenados con pequeñas cantidades de contaminantes en el aire.

Tomemos por ejemplo el smog. Caminamos en las grandes ciudades, donde miles de coches, autobuses y camiones circulan diariamente liberando humo a través de sus tubos de escape. Sin embargo, no caemos muertos de inmediato. Se requiere más que eso para matarnos rápidamente. Pero con las aves, peces, murciélagos y ranas, las cantidades y concentraciones requeridas son más pequeñas, mucho más pequeñas. Para que las muertes masivas ocurran, los animales necesitan ser expuestos a lo que los mató de forma continua durante un largo período de tiempo, o a una dosis más elevada durante un corto período. De cualquier manera, el resultado sería el mismo: la muerte.

Es importante señalar que la extraña muerte masiva de animales, tales como las que se ven en Arkansas, Brasil, Florida, Nueva Zelandia, Haití y otros lugares no se inició recientemente. Los medios de comunicación sólo lo han reportado ahora, pero comenzó al menos hace una década. La primera gran muerte en masa fue reportada por la estudiante de Posgrado Karen Lips, que pasó dos años estudiando las ranas doradas en las selvas de Talamanca, Costa Rica. Los patólogos no pudieron determinar la causa de la muerte. La Sra. Lips volvió a América Central después, esta vez al oeste de Panamá, donde después de un tiempo, las ranas también empezaron a morir. Por segunda vez, los patólogos no pudieron determinar la causa de la muerte de las ranas.

La tendencia se hizo más alarmante cuando investigadores descubrieron que las ranas no sólo morían en América Central, sino también en los Estados Unidos y otras partes del mundo. (Vea una cronología de las muertes masivas de animales actuales aquí)

Entonces, ¿cuál es la causa de la muerte de los pájaros, los peces y las ranas? Pensemos en un gas. Pensemos en un gas cuyas propiedades le permite viajar desde la superficie hacia la parte superior de la atmósfera y viceversa, así como de continente a continente o hemisferio a hemisferio. Este gas estaría presente en todos los locales donde las muertes ocurrieron o serían producidos como resultado de reacciones químicas, incluso en los lugares más cálidos o más fríos.

Como los lectores de The Real Agenda han leído en un reporte anterior, (Kvenvolden y Rogers, 2005; Salomón, Susana et al, 2010; Blake y Rowland, 1988:.. Bousquet, P. et al, 2006; Chandler, David 2008) revelaron que la presencia de gas metano aumentó en la atmósfera de forma continua, triplicándose en los últimos 300 años. La investigadora Andrea Silverthorne pidió a David Rind de la NASA que explicara los efectos de la existencia de vapor de agua -un oxidante de gas metano- en la atmósfera en exceso y las consecuencias de esto. Rind había escrito un artículo sobre sus preocupaciones sobre el aumento del vapor de agua en la atmósfera en 1998. Después, durante un intercambio de e-mail con el Sr. Rind, Silverthorne planteó la cuestión de si el derrame de petróleo de BP había aumentado las emisiones de gases, pero Rind se negó a responder sobre cualquier cosa que pudiera relacionar el derrame de petróleo con las emisiones de gases en el aire. (Una de las principales fuentes de gas metano en los oceános y el aire es precisamente la extracción de petróleo.)

Keith Kvenvolden, un empleado jubilado del Servicio Geológico de los Estados Unidos (USGS), escribió un artículo en 2004 sobre las cantidades enormes de metano procedentes del fondo del mar en lugares en los que se extrajo petróleo. Publicado en el Diario de Marina y Geología Petrolera, Kvenvolden apuntó que, “las emisiones más espectaculares de gases suceden en lugares como Coal Oil Point, California“. El documento también dice que las filtraciones de metano suceden en lugares donde hay volcanes de lodo en las zonas donde las reservas de petróleo se encuentran. Las emisiones están formadas por barro, agua y gas metano.

Según una investigación realizada por la investigadora Andrea Silverthorne, “El gas metano se oxida en la atmósfera y se transforma en tóxicos de metanol y luego se vuelve vapor de agua y formaldehído. Ambos son gases muy peligrosos, ya que el formaldehído es tóxico y el vapor de agua atrapa el calor.” Silverthorne cita un informe publicado en Science Daily, sobre los niveles de metano, los cuales aumentaron en 27 millones de toneladas en 2007 (Organización Europea para la Explotación de Satélites Meteorológicos (EUMETSAT).

Nuevas investigaciones sobre la existencia e influencia de metano en la atmósfera, dirigida por Kelly Chance y Thomas P. Kurosu, del Centro Harvard-Smithsoniano para Astrofísica, reveló que “los niveles de formaldehído en la atmósfera eran compatibles con los niveles de la biosfera, y que son más altos en el verano de las zonas más calientes “. El formaldehído es uno de los gases más pesados, y es el producto de la oxidación del metano en niveles altos. “El gas metano es más ligero y se encuentra normalmente en zonas más frescas. Una vez que la oxidación se completa, el gas cae a la tierra porque es mucho más pesado “, escribe Silverthorne.

Los investigadores Chance y Kurosu atribuyeron el aumento de los niveles de formaldehído a la oxidación del metano, pero dijeron que este aumento se debía a la presencia de isopreno exhalado por los árboles, ya que también se oxida y transforma en formaldehído.

En 2000, científicos en Groenlandia, midieron el intercambio de gases en el aire, específicamente el formaldehído y el peróxido de hidrógeno. Ellos descubrieron que el formaldehído se mantenía en reposo durante las horas de la noche y se oxida durante el día, después que el sol parecía al amanecer. En 2003 y 2004, los científicos volvieron a Groenlandia durante la primavera para medir los niveles de mediados de verano. Se dieron cuenta de que entre más caliente era la temperatura, mayor era la liberación de formaldehído en el aire.

Sin embargo, altas concentraciones de formaldehído no se limitan a la atmósfera. En 2006, científicos que trabajaban en Turquía, y que habían estudiado los niveles de formaldehído en agua, confirmaron que el formaldehído se encontraba en los depósitos líquidos, así como la nieve. “Depósitos líquidos pueden ser una fuente significativa de HCHO a los sistemas acuáticos, ya que las concentraciones en el agua de lluvia son más altos que en las aguas superficiales”. Sus revelaciones señalaron que el formaldehído va del agua al aire y vice versa. Después que vuelve al agua, forma diol metano (formalina), el preservativo tóxico utilizado en los laboratorios. Su informe fue más allá al decir que el viento disminuyó los índices de depósito mientras que la humedad los aumentaba. Los científicos sugirieron estudiar más a fondo la degradación de HCHO en el agua.

Entonces, ¿cómo afectaría el formaldehído a las aves, ranas, peces o murciélagos? Según la investigadora Andrea Silverthorne: “Incluso en bajos niveles, el formaldehído provoca reacciones inmunes. Cuando los niveles aumentan, puede causar hipotermia, asfixia y acidosis en última instancia, lo que literalmente destruye sus cuerpos de adentro hacia afuera “. Esta descripción coincide con lo que los científicos han estado describiendo en casi todas las muertes en aves, murciélagos, peces y otros animales pequeños que han muerto misteriosamente . Ella continúa diciendo que: “el formaldehído que se ingiere a través del agua es la peor forma de envenenamiento. Los murciélagos beben agua en las cuevas oscuras. Las ranas probablemente también beben agua en su medio natural y también lo hacen las aves. Los peces serían probablemente las primeras criaturas afectadas en un ambiente envenenado con formaldehído, porque viven cada segundo de su vida dentro del agua.

¿Pero los animales y los peces no tienen la capacidad de oler el formaldehído y correr por sus vidas? Según un estudio realizado por el Programa Internacional sobre Seguridad Química (IPCS) de las Naciones Unidas, el formaldehído huele solamente una vez que llega a concentraciones de 3 ppm. Estudios realizados en Brasil -uno de los lugares afectados por la muerte masiva de peces- reveló que concentraciones tan bajas como 1,25 ppm, muy por debajo del límite legal en muchos países, afecta la respiración. En otros estudios que se completaron antes del que se realizó en Brasil, determinó que el formaldehído en el agua reduce los niveles de oxígeno. (Morgan, Kevin T. 1984). Al parecer, las filtraciones de metano en el océano -como lo describe Kvenvolden – se oxidan también.

Así pues, tenemos el origen plausible y la presencia de concentraciones óptimas. No necesitamos de alguna manera que niveles peligrosos existan en todas partes para causar las muertes en masa, como lo hemos presenciado? Gases viajan con facilidad por todo el planeta a través de los patrones de viento. Las altas concentraciones locales o columnas móviles de formaldehído en todo el planeta serían efectivas para causar muertes masivas de animales. De acuerdo con el informe del Programa Internacional sobre Seguridad Química:

El formaldehído se forma naturalmente en la troposfera durante la oxidación de hidrocarburos. Estos reaccionan con los radicales OH y el ozono para formar formaldehído y / o otros aldehídos como productos intermedios en una serie de reacciones que conducen en última instancia a la formación de monóxido de carbono, dióxido de carbono, hidrógeno y agua (Zimmermann et al, 1978;. Calvert, 1980).

De los hidrocarburos que se encuentran en la troposfera, el metano se produce en las concentraciones más altas (1,18 mg / m) en el hemisferio norte. Por lo tanto, constituye la fuente más importante de formaldehído (Lowe et al., 1981).

A esta afirmación podemos añadir la información de la investigadora Silverthorne de que el metano tiene una vida útil de 9 años, por lo que la muerte masiva actual de los animales podría prolongarse por 9 años más.

“El derrame de gas de BP, junto con los niveles ya elevados-probablemente peor en Arkansas porque tiene filtraciones de metano por actividad sísmica, hicieron el problema peor. El metano va en dirección al sur a través del agua a pesar de que lleva mucho tiempo para mezclarse a través del aire, y migra de ida y vuelta a los polos cada verano, y en nuestro hemisferio, hacia el norte, probablemente llega al Medio Oeste y la India, aunque el gran exceso de viento está cambiando los patrones actuales. “.

En su trabajo de investigación publicado en The Real Agenda, Andrea Silverthorne también presenta el caso de la desaparición masiva de abejas que se tornó en relevante para los medios de comunicación tradicionales hace apenas unos meses. Ella escribe: “las abejas están sucumbiendo a los parásitos y virus cuando antes no lo estaban, y las abejas son sensibles a la acidosis. Ellas toleran la acidosis durante la etapa de larva, peor no después de nacer. Es por eso que no hay cuerpos de abejas para encontrar, con toda probabilidad. Pueden haber sido literalmente disueltos con ácido, de la acidosis creado por altos niveles de formaldehído. ”

El científico K-U Goss, presentó un informe sobre la adsorción en el aire de compuestos orgánicos en condiciones ambientales en 2004, y planteó la cuestión de si todos nosotros, especialmente los niños que juegan y corren por el suelo o en la nieve -donde el gas formaldehído pesado descansa- se exponen los 365 días del año a este asesino silencioso. Él va más allá y pregunta si cuando la gente abre sus casas el gas formaldehído entra en las casas y queda en el suelo durante el verano y el invierno también. El informe de Goss también revela que el formaldehído tiene la capacidad de adsorción en el suelo, lo que significa que podríamos estar enfrentando la contaminación del suelo también. Laboratorios tuvieron que suspender el uso del formalina por esa misma razón, no podían librarse del gas que se extiende en el suelo porque la ventilación está diseñada para eliminar solo los gases más ligeros.

¿Será que los gobiernos del mundo están realizando estudios para medir los niveles de formaldehído en el suelo, nieve, niebla, escarcha, rocío, ríos, lagos, estanques, arroyos y los mares – tanto de noche como durante el día? Están los científicos estudiando la existencia de formaldehído tóxico en el aire, dada su capacidad de causar el envenenamiento de los animales y luego humanos en concentraciones tan diminutas? Es la presencia del gas formaldehído en el aire, el agua y la nieve responsable por la muerte masiva de aves, peces, murciélagos y ranas? (La mayoría de los medios de comunicación atribuyen esas muertes a fuegos artificiales, las tormentas y nubes espaciales. Ninguna de estas posibles causas explica la destrucción de los órganos internos y tejidos. La intoxicación por formaldehído lo hace.).

Permítanme concluir con algunas de las afirmaciones de la investigadora Andrea Silverthorne menciona:

El formaldehído, como el agua, busca su propio nivel, cada vez más alto hasta que inunda los pulmones de todos los seres vivos, manteniendo un nivel de 0.29 ppm, por lo que nunca huele, pero causa la muerte cuando estos seres se exponen de manera continua.

La extinción por gas formaldehído explicaría por qué los animales pequeños mueren por primera vez como un grupo y luego mueren los más grandes -como un grupo.

Es por eso que nuestros niños, que pasan mucho tiempo cerca del suelo, juegan al aire libre y se sientan en la nieve o la tierra están experimentando un espectacular aumento de trastornos del sistema inmune y alergias?

Pero más importante que cualquier cuestión que se puede plantear es el hecho que ninguno de nosotros animales podemos escapar un gas que circula en el aire, desciende a la tierra por la noche y vuelve a subir durante el día. Necesitamos respirar para vivir. ¿Cuándo tiempo pasará antes de que los seres humanos mueran como un grupo?

Para obtener una lista completa de las fuentes científicas utilizadas en este artículo, por favor haga clic en este enlace.

Jornal Zero Hora Mente para seus Leitores

Por Luis R. Miranda
The Real Agenda
Junho 8, 2010

As trilhas químicas não enfeitam ou adornam o céu. Elas são parte de um experimento de geo-engenharia usado globalmente que pretende limitar a quantidade de luz solar que o planeta recebe com o objetivo de diminuir o falso aquecimento global. Como The Real Agenda já reportou, trilhas químicas ou chemtrails, como se chamam em inglés, são compostas de cristais de óxido de alumínio, bário e enxofre que, segundo alguns cientistas, bloqueiam e refletem a luz solar com o objetivo de diminuir a temperatura do planeta. O problema com estas trilhas é que, inevitavelmente, os componentes químicos tornam-se parte do ar que as pessoas respiram, causado-lhes graves problemas respiratórios e outrascomplicações da saúde.

Geo-engenharia, ou a manipulação artificial das condições meteorológicas e padrões climáticos, é um tema que gerou polêmica depois que se descobriu que agências governamentais estudaram e continuam estudando a aplicação de técnicas de modificação do tempo, que eles dizem, é para eliminar ou limitar o aquecimento global e outras “doenças” atmosféricas. Como aconteceu com outros produtos artificiais, tais como alimentos transgênicos, a maioria de nós era ignorante sobre o assunto e levou um esforço gigante da mídia alternativa para descobrir e expor este programa. Veja o vídeo das trilhas químicas nos céus de São Leopoldo, RS, Brasil e de aviões espalhando-as aqui.

Trilhas Químicas sobre Sao Leopoldo, Brazil

O uso de trilhas químicas não é apenas uma questão de mudança do clima, mas implica um conjunto de mudanças ambientais. As primeiras consequências diretas da pulverização de compostos químicos têm sido uma multiplicidade de complicações de saúde às populações, como os efeitos neurológicos e alterações comportamentais, perturbações da circulação sanguínea, problemas cardíacos, efeitos sobre os olhos e a visão, falhas reprodutivas, danos ao sistema imunológico e gastrointestinal, danos ao fígado e às funções renais, defeitos de audição, distúrbios do metabolismo hormonal, efeitos dermatológicos, asfixia e embolia pulmonar. Como sabemos isso? Os testes realizados em pessoas que sofrem de alguma ou várias destas complicações apresentam níveis elevados de um ou mais dos produtos químicos pulverizados sobre centros populacionais. Em outros testes, amostras de ar também apresentaram altas concentrações de bário e alumínio.

Mas, se esses rastros químicos não são tóxicos, como o Jornal Zero Hora diz, porque a Monsanto, uma empresa química, está criando sementes que podem suportar os produtos químicos utilizados nestes percursos? Segundo a Dra. Ilya Sandra Perlingieri, os produtos químicos aplicados às áreas povoadas e despovoadas estão prejudicando não só o ambiente mas também a saúde humana.

“… Nós também sabemos que certos tipos de produtos químicos podem danificar a saúde humana e dos animais, especialmente o sistema imunológico … … os perigos das alterações hormonais estão agora mais amplamente explicadas na Internet, mas não são bem conhecidos pelas pessoas que escutam notícia dos meios de comunicação tradicionais. (1) A maioria destes produtos químicos altamente tóxicos são invisíveis e, portanto, estão facilmente fora do nosso radar coletivo. Com o nível de estresse criado deliberadamente pela crise financeira orquestrada pelas elites, onde milhões de pessoas perderam seus empregos e lares, um ambiente degradado não é prioridade para ninguém, especialmente se há pouca informação ao respeito. Este cenário faz parte de uma perspectiva mais ampla e é o que Naomi Klein escreve em seu livro “The Shock Doctrine”. Temos grandes crises, uma após a outra, sendo difícil manter o contato com nossa rotina diária, muito menos ter tempo para considerar as implicações toxicológicas de enormes quantidades de metais pesados e produtos químicos que envenenam nossa cadeia alimentar e, portanto, a nossa suposta saúde. ” Estamos no topo de uma cadeia alimentar em ruínas. ”

Leia a avaliação completa da Dra. Perlingieri sobre a geo-engenharia e as alterações climáticas aqui.

A pesar das consequências negativas, existem cientistas que insistem no uso de trilhas químicas. “Eu sugiro que tanto o óxido de

Depóis de 30 a 60 minutos as trilhas se extendem e encobrem o céu em São Leopoldo

alumínio quanto partículas de sílica podem ser usadas na estratosfera diluídas como um aditivo no combustível usado na aviação”, escreveu o engenheiro John Gorman, que conduziu experimentos para testar a viabilidade de tal cenário. “Nós queremos queimar combustível contendo o aditivo especificamente quando a aeronave esteja passeando na baixa estratosfera”, acrescenta. Relatórios de trilhas químicas ao longo de centenas de cidades em países ao redor do mundo são agora comuns. Plumas de fumaça pintam os céus azuis de cinza, após aviões comerciais e privados liberam os produtos químicos. Ambas agências governamentais e instituições como a Força Aérea ou empresas privadas contratadas são responsáveis por operar os aviões, colocar os componentes químicos em tanques independentes ou até mesmo no combustível que as naves usam.

Com todos os efeitos negativos que as trilhas tiveram sobre as populações, muitos cientistas fizeram pronunciamentos sobre os perigos que este tipo de geo-engenharia representa para o ambiente e as pessoas. Dan Schrag, da Universidade de Harvard, alertou que qualquer intenção de mudar o ambiente, incluindo o próprio ecossistema, poderia ter conseqüências desastrosas, entre elas, secas e outros desastres naturais. “Eu acho que nós deveríamos considerar a engenharia climática apenas como uma resposta de emergência a uma crise climática, mas não existem provas que mostrem uma crise climática”, disse Schrag. Alan Robock, professor da Rutgers University, diz que as consequências poderão ir muito mais longe do que secas. Estas experiências, ele diz, “poderiam criar catástrofes”, danificando a camada de ozônio e, potencialmente, alterando a estratosfera, eliminando os padrões climáticos, tais como a estação das chuvas, da qual bilhões de pessoas dependem para suas lavouras e alimentos para a população “. O problema é que este é exatamente o que o uso de trilhas químicas pretende fazer: mudar os padrões meteorológicos. A utilização de produtos químicos para bloquear os raios do sol implicará em mudanças drásticas na biosfera e atmosfera, tais como o ciclo hidrológico, padrões de vento e como o sol impulsiona os ventos ao redor do planeta. Com isso, outros aspectos tais como fertilidade do solo e a disponibilidade de água começam a aparecer.

Não deixe que as mentiras do jornal Zero Hora, do Rio Grande do Sul, confundam você. Geo-engenharia e trilhas químicas não é o mesmo que contrails ou trilhas de condensação. Enquanto os contrails desaparecem após alguns minutos no céu, chem-trails são deixadas por aviões que cruzam o céu várias vezes, produzindo figuras como um tabuleiro de xadrez, círculos e semi-circulos.

Se os seres humanos são responsáveis pelo aquecimento global, por que bloquear o sol? A verdade é que o sol é o mais gigantesco corpo quente do sistema solar e como tal, o elemento que determina o clima. Diferentes cálculos estimam que a atividade humana emite apenas entre 4 e 6 por cento do total de CO2 na atmosfera, portanto, tendo pouca influência sobre os padrões climáticos. Erupções vulcânicas e o sol, por exemplo, têm um efeito maior no clima do que qualquer atividade humana. O CO2 é realmente o que a maioria da biosfera usa como alimento. Um ambiente rico em CO2, então, fornece mais combustível para as plantas e as árvores e mais alimentos para animais e seres humanos.

Em una ou duas horas, os compostos químicos formam uma neblina o névoa que mais tarde cai como chuva ácida.

Outra conseqüência das trilhas químicas é a chuva ácida. Gotas de chuva contendo elementos químicos causam enorme acidificação dos lagos e rios, contribuindo com o envenenamento dos humanos, árvores em altitudes elevadas e muitos solos florestais sensíveis. Mas não só aqueles que rejeitam a teoria do aquecimento global antropogênico são céticos sobre o uso de trilhas químicas. O cientista chefe do Greenpeace no Reino Unido, Doug Parr, um defensor da explicação do aquecimento global antropogênico, desqualifica as tentativas de Geo-engenharia do planeta como “estranhas” e “perigosas”. Uma reportagem da KSLA no início deste ano constatou que experimentos químicos com aerosóis vêm acontecendo por décadas. A reportagem revelou experimentos expostos em 1977 em audiências do Senado dos Estados Unidos. O relatório mostrou as experiências com compostos bioquímicos em humanos e relatou que “239 áreas povoadas foram contaminadas com agentes biológicos, entre 1949 e 1969.

Então, para os que escreveram o artigo na Zero Hora, -o qual não tem o nome do repórter- estas trilhas não significam nada mais do que condensação casual de contrails, mas as provas mostram exatamente o oposto. Os repórteres no jornal são ignorantes ou simplesmente mentem para os seus leitores deliberadamente.

Se o objetivo final da Geo-engenharia é reduzir os efeitos do aquecimento global devido à atividade humana e às suas consequentes emissões de gases estufa, pensaríamos que este método teria pelo menos uma boa chance de funcionar, não é? Bem, acontece que a Geo-engenharia bioquímica não tem efeito nenhum para evitar o aquecimento que cientistas corruptos dizem causam o efeito estufa na atmosfera. Portanto, o uso de trilhas químicas é, no mínimo, uma solução incompleta e, no máximo, um envenenamento massivo da humanidade.

O cientista David Suzuki diz que a geo-engenharia é uma “loucura” e vai mais longe ao dizer: “Se nós aprendemos alguma coisa do passado, é que apesar de estarmos muito hábeis em inventar novas e poderosas tecnologias, nosso conhecimento de como o mundo e as coisas estão interligadas é quase zero. ”

No final de tudo isso há um aspecto mais preocupante da geo-engenharia. Nós todos sabemos o que os governos são capazes de fazer quando querem manipular as pessoas: guerras inexplicáveis, pandemias inexistentes, eventos terroristas … Embora o uso de produtos químicos como arma de guerra é geralmente visto como moralmente e universalmente proibido, temos visto evidências muito convincentes de que essa proibição nem sempre é respeitada. Segundo um artigo publicado na Revista Wired Magazine, outras formas de geo-engenharia, tais como fertilização dos oceanos, podem ser usados para proliferação de algas que esterilizam os oceanos, isto, por sua vez destruirá a pesca e os ecossistemas de água.

Mesmo os globalistas das Nações Unidas, tradicionalmente defensores destas politicas, manifestaram sua preocupação com a

Algumas trilhas tomaram completamente os céus de São Leopoldo em 03 de junho.

utilização das trilhas químicas. A 14ª Sessão do Órgão Subsidiário de Assessoramento Científico, Técnico e Tecnológico foi o primeiro lugar onde o Conselho das Nações Unidas discutiu a geo-engenharia, desde a assinatura do Tratado ENMOD em 1976. O tratado proibiu a geo-engenharia, quando ela é usada para objetivos “hostis”. SBSTTA 14 irá recomendar à Convenção das Nações Unidas sobre a Diversidade Biológica a imposição de uma moratória sobre todas as atividades de modificação do clima através de geo-engenharia em uma reunião em Nagoya, Japão em outubro 2010. Naturalmente, o conhecimento se dissemina mais rápido e melhor quando as pessoas mais a nível local são responsáveis por informar sobre estas questões. Então, conte à sua família, amigos e conhecidos sobre a origem e os perigos de armas laser e a modificação do clima com geo- engenharia ao redor do globo. Assim como OS POVOS expuseram as mentiras sobre o aquecimento global antropogênico e Climategate, é nosso dever expor isso também.

Então, por que adotamos uma técnica de modificação do clima que é prejudicial aos seres humanos e cujo principal objetivo não pode ser alcançado? Quem se beneficia deste tipo de tecnologias de geo-engenharia se são adotadas por outras razões? Certamente não será o meio ambiente. Mais respostas sobre trilhas químicas ou chemtrails, suas origens e o que elas significam pode ser encontrado em A Ciência da “Farmacologia do Ar” ou “Chemtrails”. Aos meus colegas na Zero Hora quero dizer: não custa nada escrever uma reportagem completa com fontes confiáveis e com fatos. Mas acho que todos sabemos porque este jornal evita escrever a verdade. Como parte do grande império da Globo, talvez é dificil falar ou escrever a verdade. Somente os que se prestam para mentir ou falar meias verdades por causa da sua ignorância -voluntária ou não- e /ou preguiça profissional têm espaço numa empresa como o Jornal Zero Hora ou o império Globo.