Rayos Solares UV-B para Curar Psoriasis

Según el Instituto Nacional de Salud (NIH) de Estados Unidos, alrededor de 7,5 millones de estadounidenses sufren de psoriasis crónica, enfermedad auto inmune de la piel que causa la aparición de parches de piel irritada, escamosa y gruesa.  Algunas formas de psoriasis también se asocian con dolor en las articulaciones. La mayoría de los tratamientos médicos para la enfermedad a menudo son dolorosos y la calidad de vida del paciente disminuye demasiado.  Algunos deciden usar cortisona para controlar los síntomas. Pero ahora, una investigación publicada en la edición de agosto de Archives of Dermatology indica que hay una manera -sin farmacéuticos- para borrar y tal vez curar la enfermedad de manera natural: la exposición a la luz UV-B y la consecuente producción de Vitamina D.

Los rayos solares UV-B -por mucho tiempo intencional y erróneamente identificados como dañinos por quienes se enriquecen vendiendo bloqueadores solares, supuestamente porque causan cáncer, arrugas y manchas- en realidad promueven la salud al incrementar los niveles de vitamina D. Ahora, un equipo de científicos de la Universidad de St. Vincent’s Hospital, en Dublín, Irlanda, ha encontrado que el tratamiento con rayos UV-B aumenta los niveles séricos de vitamina D durante el invierno y han demostrado que la exposición adecuada a terapia de luz UV-B puede eliminar la psoriasis. De hecho, el nuevo hallazgo es una poderosa evidencia de que la falta de la luz del sol, y la poca o nula producción de vitamina D contribuye con el desarrollo y empeoramiento de esta condición de la piel.

Los investigadores estudiaron a 30 pacientes consecutivos con psoriasis que fueron tratados con luz UV-B tres veces por semana entre octubre de 2008 y febrero de 2009. Los pacientes con psoriasis en la investigación se curaron de la enfermedad y sus concentraciones séricas de vitamina D (que se midieron antes del estudio, después de cuatro semanas de tratamiento y después que el tratamiento fue terminado) se compararon con 30 pacientes de control que también tenían psoriasis, pero quienes no tuvieron  ninguna terapia con rayos UV B. Los investigadores también evaluaron la gravedad de los síntomas de la psoriasis de los pacientes y su calidad de piel relacionada con la enfermedad antes y después del tratamiento.

Los resultados mostraron que los niveles de suero de 25-hidroxivitamina D, que se considera la medida más precisa de los niveles de vitamina D en el cuerpo, había aumentado significativamente entre las personas que recibieron terapia de radiación UV-B – pasando de alrededor de 23 nanogramos por mililitro a 59 nanogramos por mililitro al final del tratamiento. Sin embargo, no hubo ningún cambio en el grupo control.

“Al final del estudio, todos los pacientes en el grupo de tratamiento mostraron tener suficiente vitamina D, pero el 75 por ciento del grupo de control tenían insuficiencia de vitamina D”, escribieron los autores en su artículo. Es más, la condición de la piel del grupo de control no mejoró en absoluto. Y en el grupo tratado con luz UV-B, los pacientes vieron reducida la gravedad de la psoriasis  dramáticamente – de una medida de 7,1 al inicio del estudio a sólo 0,5 después de la terapia de luz UV-B.

Lo que esto significa para la mayoría de las personas es que la exposición moderada a la luz solar natural o en forma de terapia no solo aumenta los niveles de Vitamina D sino que previene y cura problemas de piel como la psoriasis.  La creencia que la luz solar es causante de cáncer es una invensión de la indústria farmacéutica para mantener dependientes a billones de personas.  NO es la exposición a luz solar lo que causa cáncer de piel, sino una combinación de factores que juntos tienen como consecuencia la aparición de cáncer de piel.  Entre estos factores está la pobre nutrición a la que se someten la mayoría de las personas junto con la exposición prolongada a la luz solar.  La muy conocida sensación de que la piel está quemándose -cuando las personas se exponen al sol- no es más que la reacción del cuerpo comunicando que no está recibiendo una nutrición adecuada y que el tiempo de exposición es mayor de lo que se necesita.

El uso de químicos como bloqueadores solares o bronceadores solo contribuye a la nula o poca absorción de luz solar que permitiría la producción de Vitamina D.  La combinación correcta es entonces la exposición moderada al sol, -entre 10 y 20 minutos diarios dependiendo de la pigmentación de la piel- dejar de usar bronceadores y bloqueadores y tener una nutrición adecuada según el tipo de metabolismo de la persona.  La producción de niveles adecuados de Vitamina D también beneficia en la absorción de calcio y por ende reduce y elimina problemas óseos como cáncer en los huesos y osteoporosis.

Artículos relacionados:

Vitamina D Detiene Crecimiento de Tumores en Glándulas Mamarias Inglés

Vitamina D Previene Cáncer de Mama Inglés

Vitamina D es la Llave Nutricional para la Prevención de Cáncer de Mama Inglés

Vitamina D Previene Enfermedades Cardiácas Inglés

Es Invierno – Sabe dónde está su Vitamina D? Inglés

Luz Solar Emerge como Tratamiento Probado para Tratar Cáncer de Mama, Cáncer de Próstata Inglés

www.psoriasis.org Inglés

About Luis Miranda
The Real Agenda is an independent publication. It does not take money from Corporations, Foundations or Non-Governmental Organizations. It provides news reports in three languages: English, Spanish and Portuguese to reach a larger group of readers. Our news are not guided by any ideological, political or religious interest, which allows us to keep our integrity towards the readers.

Comments are closed.